Buñuelos de Cuaresma

IMG_0812

Se acaba Semana Santa y con ella los típicos (y estupendos) dulces de esta época. El otro día hice torrijas a las que acompañé con helado de vainilla y caramelo líquido de mora y hoy me he decidido con los buñuelos.

Pensaba que sería una receta más complicada, pero no resultó difícil y el resultado riquísimo. Os animo a probar. Vale la pena.

IMG_0816

BUÑUELOS DE CUARESMA

  • 80 grs de harina
  • 1/4 de sobre de levadura en polvo
  • 40 grs de mantequilla
  • 30 grs de azúcar
  • 100 ml de leche
  • La ralladura de una naranja
  • 2 cucharadas de anís (no tenía y puse Pacharán casero, hecho por mí el verano pasado)
  • 2 huevos
  • Aceite de girasol (evidentemente, a gustos. Puede ser de oliva pero para esta receta en concreto prefiero un aceite más suave como el de girasol)
  • Azúcar y canela en polvo para rebozar

Poner en una cazuela la mantequilla, la ralladura de naranja y la leche a fuego lento hasta que la mantequilla se deshaga y empiece a hervir.

Apagamos el fuego y añadimos poco a poco a cucharadas la harina tamizada. Cuando esté bien integrada, añadimos los huevos batidos uno a uno y poco a poco.

IMG_0814

El siguiente paso es poner el azúcar e integrar bien. Y el último ingrediente, el anís (o Pacharán como fue mi caso).

Hay que continuar removiendo la mezcla hasta que quede bien fina. Para que os hagáis una idea, la consistencia debería ser como la de las natillas.

Poner abundante aceite en una sartén profunda. Para freir los buñuelos la temperatura deberá ser media, pero no alta. Si es muy alta se quemarán por fuera y quedarán crudos por dentro.

IMG_0813

Con la temperatura apropiada, empezamos a freir los buñuelos: con una cuchara de postre cogemos una porción de masa y la deslizamos en el aceite. Si los buñuelos no se dan la vuelta por si mismos, los giramos y continuamos hasta que tengan un bonito color dorado.

Disponer en un plato con papel de cocina para que este absorba el exceso de aceite.

Rebozar en la mezcla de azúcar y canela.

Y finalmente … a comer!

IMG_0815

Torrijas con helado de vainilla y caramelo líquido de moras

IMG_0787

Hasta que acabe el mes de marzo el grupo de Facebook “Tarareando en la cocina” está cinematográfico: ya he hecho una entrada dedicada a “Love actually” (unos macarons riquísimos) y otra de Bollitos de canela para “Sentido y sensibilidad“. Esta va por “Desayuno con diamantes (Breakfast at Tiffany’s) una película muy dulce de Audrey Hepburn con una canción fantástica, Moon River.

Ya sé que puede parecer un poco raro ver a Audrey Hepburn zampándose un plato de torrijas, así que he intentado actualizar un poquito el fantástico clásico de la repostería de Semana Santa y darle un toque algo más … como decir, “fashion”. Así que he tenía caramelo líquido de mora casero (AQUÍ os explico de dónde sale) y he acompañado el postre con una bola de helado de vainilla. Y he intentado que las torrijas sean de medida pequeña, al ser un postre contundente es mejor repetir y no ver una ración demasiado grande.

IMG_0784

TORRIJAS CON HELADO DE VAINILLA Y CARAMELO LÍQUIDO DE MORAS

  • Aceite de oliva para freir
  • 1/2 litro de leche
  • 1 rama de canela
  • Pan del día anterior
  • 2 huevos
  • La piel de 1 limón
  • Azúcar y canela en polvo para rebozar

En un recipiente al fuego poner la leche, la canela y la rama de limón. Dejar hervir un rato. Colar y reservar.

IMG_0785

Cortar el pan (del día anterior) en rodajas gruesas. Si es muy grande o muy duro se puede quitar la corteza.

Remojar el pan en la leche tibia y dejar en un plato para que se empapen bien.

Poner el aceite en el fuego y mientras se calienta rebozar en huevo las rebanadas de pan con leche (deberán estarán tibias o frías).

Freir. Se hacen rápidamente, así que vigilar para que no se quemen.

Poner en papel de cocina para absorber el exceso de aceite. Mezclar el azúcar con canela en polvo y rebozar.

Se pueden servir calientes o frías. Al gusto.

Para el montaje, disponer un poco del caramelo líquido de moras en un plato (con un coulis de frutos rojos también quedaría riquísimo) poner encima la torrija y como colofón una bola de helado de vainilla.

IMG_0781

Lamington de cumpleaños … Felicitats Fran!!!

IMG_0762

Supongo que os pasa como a mí: a fuerza de mirar libros de repostería y páginas web acabas con una lista de postres que quieres hacer y que normalmente el ritmo diario no te permite.

Pero siempre hay una buena excusa para ponerse con un INEXCUSABLE. Y la mía ha sido el cumpleaños de mi marido que ha hecho cuarentitantos (46 para ser más exactos, Felicitats Fran!!) Y eso me ha recordado que  el primer pastel de fondant que publiqué en el blog fue el de su cumple. Buff!! ¿Ya ha pasado un año? Mejor no pensar lo rápido que pasan los días.

IMG_0758

En fin, que hace tiempo que tengo pendiente hacer Lamingtons y decidí que sería su pastel de celebración. En la receta original, se corta el bizcocho en cuadrados y cada uno de ellos se pasa por la cobertura de chocolate y el coco quedando unos pastelitos individuales impresionantes. Pero en mi caso he hecho un único pastel. La razón ha sido una idea genial de mi cuñada Toñi.

Mi marido y mi hermano han participado en la Maratón de Barcelona el pasado 17 de marzo. Y la han acabado como unos CAMPEONES. Era su reto personal y lo han cumplido (mi marido por segunda vez) y no os podéis imaginar lo orgullosos que estamos todos. Así que a mi cuñada se le ocurrió hacer una oblea con la foto de los maratonianos y engancharla en el pastel. Esta es la razón por la que no pude hacer Lamingtons individuales y he hecho uno grandote. Pero ha quedado igualmente rico, rico.

IMG_0770

Se me ocurrió abrirlo y rellenarlo con mermelada de naranja dulce. Fue una muy buena idea.

LAMINGTONS

  • 190 grs mantequilla en textura pomada (blandita)
  • 220 grs azúcar glas tamizado
  • 2 cucharaditas de  extracto de vainilla
  • 3 huevos grandes (L)
  • 350 grs. de harina con levadura tamizada.

Precalentar el horno a 170º.

Engrasar y enharinar un molde cuadrado de 20 cms.

Batir la mantequilla y el azúcar hasta que la mezcla blanquée. En ese momento añadir una cucharadita de vainilla.

Agregar los huevos uno a uno. No poner el siguiente hasta que el anterior esté bien integrado.

Añadir la harina y la leche alternándolas: harina, leche, harina y mezclar bien.

IMG_0760

Verter en el molde y hornear durante una hora aproximadamente o hasta que al pinchar con un palillo salga limpio. Dejar enfriar 10 minutos en el molde y después traspasar a una rejilla hasta enfriar completamente. Reservar mientras hacemos la cobertura de chocolate (Chocolate icing).

COBERTURA DE CHOCOLATE

  • 450 grs. de azúcar glas
  • 5 cucharadas de cacao en polvo
  • 15 grs de mantequilla derretida
  • 120 ml de leche
  • 200 grs de coco rallado (seco)
  • 1 bote de mermelada de naranja dulce para rellenar (opcional y al gusto)

IMG_0778

Poner en un bol el cacao y el azúcar tamizados. Añadir la mantequilla y la leche y poner el bol a calentar al baño maría. Mezclar hasta conseguir la integración de todos los ingredientes y una textura espesa.

Antes de bañar con esta cobertura el bizcocho y rebozar con el coco rallado hay que abrir y rellenar con la mermelada escogida.

Momentos antes de servir el Lamington, lo cubrí con la oblea que tenía la fotografía impresa.

 IMG_0756

Galletas de Pasqua

IMG_0729 En Cataluña los padrinos regalan a sus ahijados la Mona de Pascua. Y en mi casa hay dos padrinos (mi marido y mi hijo) que regalan monas a sus ahijados (mis sobrinos Àlex y David). Nunca hemos sido muy partidarios de comprar la mona, siempre nos ha gustado más hacer el bizcocho y rellenar y cubrir a gusto del consumidor. Y aunque a mi no me corresponde regalar mona, les ayudo un poquito.

IMG_0741
Conejitos de Pascua azules y rojos … riquísimos

Esta vez he hecho unas galletas de Pascua que utilizarán para adornarlas. Son facilitas, con la receta que uso siempre ya que el saborcito a vainilla es muy, muy rico. Y en esta ocasión, decoradas con glasa.

Seguramente haremos un bizcocho sencillo para acompañar las galletas, pero eso … ya se verá.

IMG_0730
Huevos de Pascua multicolores, ¿qué puede haber más divertido?

GALLETAS DE PASCUA

  • 500 grs harina todo uso
  • 250 grs mantequilla en textura pomada (blandita)
  • 125 grs azúcar glas tamizado
  • 10 cucharadas (70 ml) de leche
  • Aroma de vainilla (optativo)

Precalentar el horno a 180º.

Extender sobre la mesa la harina y el azúcar glas. Formar un volcán y en el centro poner la mantequilla, la leche y el aroma.

Con los dedos ir uniendo todos los ingredientes hasta que la masa sea homogénea. Dejar reposar en la nevera entre 30 minutos y 1 hora.

IMG_0731

Estirar la masa del grosor deseado. Finalmente me he comprado un rodillo estupendísimo y unos marcadores de plástico (todo de Wilton: os prometo que no me financian). Al pasar el rodillo  por encima, las tablillas de plástico marcan la medida y el grueso de la masa es uniforme.

Cortar las formas y disponer en una bandeja de hornear galletas.

Hornear a 180º unos 15/20 minutos. Dejar reposar cinco minutos en la bandeja y después traspasar a una rejilla hasta que estén completamente frías.

GLASA REAL

  • 1 teaspoon de albúmina
  • 3 tablespoon de agua
  • 250 grs de azúcar glas
  • 10 gotas de vinagre suave

En un bol y con las varillas, mezclar muy bien el azúcar y la albúmina. No deberá quedar ningún rastro del color amarillo de la albúmina.

IMG_0735

Añadir el agua reservando una cucharadita y batir a velocidad mínima (muy importante) durante unos diez minutos. Incorporar el vinagre al final del batido.

Esta glasa es la de delineado, podéis modificar la consistencia añadiendo la cucharadita de agua reservada.

Si clicáis aquí encontraréis la explicaciones para los diferentes tipos de glasa.

Dura de 2 a 3 semanas en la nevera, guardada en un recipiente tapada con film y vigilando que la glasa quede en contacto con el film.

Separad la glasa en tantos recipientes como colores necesiteis. Teñid y delinear las galletas (boquilla 2M Wilton). Añadir algunas gotas de agua a la glasa teñida hasta conseguir una glasa de relleno.

Una vez la glasa de delineado esté seca, trabajar el interior con la glasa de relleno (boquilla 3M Wilton). Pinchar las burbujitas con un palillo de dientes. Dejar secar completamente para hacer los detalles.

IMG_0748

Macarons Love Actually

IMG_0708

Tara (grupo de Facebook Tarareando en la cocina) ha propuesto en su reto del mes de marzo escoger una película y crear un plato “exclusivo” para esa película. Hace unos días publiqué un postre dedicado a Sentido y sensibilidad y el de hoy, como el título del post indica, es para Love Actually.

IMG_0710

Esta película la vemos en casa sobretodo en la época de Navidad. Son varias historias de amor, todas ellas relacionadas de alguna manera. No hay una que sea mi favorita, me encantan todas y cada una tiene algo, pero el postre lo he creado pensando en la pareja formada por Jamie (Colin Firth) y Aurélia (Lúcia Moniz).  Puedo imaginarlos comiéndose  los macarons a orillas del lago de la finca del Sur de Francia dónde se conocieron …

En fin, en mi imagen idílica los macarons son PERFECTOS. No como los míos, que de sabor han salido geniales pero el dichoso pie ha salido pequeñito, pequeñito. La verdad es que estoy bastante satisfecha: en mi primer intento los macarons salieron muy ricos, pero con medida hamburguesa. Así que el tema del tamaño ya lo tengo dominado. Siguiente asignatura pendiente: el pie.

IMG_0705

La receta es del libro Macarons de Annie Rigg. Y el relleno: Nutella y frambuesas.

MACARONS LOVE ACTUALLY

  • 200 grs de azúcar glas
  • 100 grs de almendras molidas
  • 120 – 125 grs de clara de huevo
  • una pizca de sal
  • 40 grs de azúcar extrafino
  • Nutella y frambuesas para rellenar

Poner el azúcar glas y las almendras en el bol de la batidora y mezclar 30 segundos hasta que esté unido. Reservar.

En otro bol batir las claras con la sal y batir a punto de nieve.

Seguir batiendo mientras se añade el azúcar a cucharadas. Mezclar bien tras cada adicción. El resultado ha de ser compacto, blanco y brillante.

IMG_0704

En este momento puede añadirse el colorante.

Con una cuchara grande de metal incorporar la mezcla de azúcar y almendras a las claras de huevo. El preparado ha de quedar completamente homogéneo y sin grumos. Cuando esté listo debería desprenderse de la cuchara y formar una masa fundida tersa.

Montar la manga pastelera con una boquilla redonda de 1 cm. y llenar con la mezcla. Formar círculos en un papel de horno o en una bandeja de silicona de las específicas para macarons (marca Lékue).

Eliminar cualquier burbuja dando un golpe seco a la bandeja contra la superficie de trabajo.

IMG_0707

Dejar reposar entre 15 minutos y 1 hora o hasta que al tocar la masa esté seca al tacto.

Precalentar el horno a 170ºC.

Hornear los macarons en el estante medio del horno durante 10 minutos. La capa superior quedará crujiente y la de abajo seca. Dejar enfriar en la bandeja.

Para el relleno he utilizado Nutella y frambuesas naturales. Pero son infinitos y a cual más rico.

IMG_0709

Homemade cinnamon & lemon crumpets with strawberries & honey (Bollos caseros de canela y limón con fresas y miel)

IMG_0697

Aunque el título del post pueda parecer un poco rimbombante, es el del postre que yo incluiría en el libro Sentido y sensibilidad. Haría que el Sr. Edward Ferrars lo compartiese en una romántica merienda campestre con la Srta. Dashwood en la preciosa campiña inglesa. Y como no, también aparecería en la versión cinematográfica. Puedo ver al Sr. Ferrars (Hugh Grant) hablando con la Srta. Dashwood (Emma Thompson) en una soleada tarde, mientras comen elegantemente Homemade cinnamon & lemon crumpets with strawberries & honey, con una preciosa cucharilla de plata y tomando un fantástico te inglés en unas tazas totalmente british.

IMG_0692

En fin, que Jane Austen me encanta y aprovechando que Tara (grupo de Facebook Tarareando en la cocina) ha propuesto en su reto del mes de marzo incluir en nuestra película favorita la comida que mejor le iría, mi elección ha sido Sentido y sensibilidad protagonizada por Hugh Grant y Emma Thompson. Aunque también podrían disfrutar de estos fantásticos Bollos caseros de canela y limón con frambuesas y miel, la Srta. Marianne Dashwood y el Coronel Brandon.

Desde el primer momento he tenido clara la elección de la película. Lo que no tenía tan claro era qué comerían los protagonistas. Debía ser algo british. Así que me decanté por visitar el blog de Jamie Oliver y de allí salió la inspiración. Aunque he tuneado bastante, bastante la receta. La original era con frambuesas, pero yo tenía fresas. Además horneé la masa y no la hice en una sartén.

Y también he modificado a la mitad las cantidades respecto de la receta original.

HOMEMADE CINNAMON & LEMON CRUMPETS WITH STRAWBERRIES & HONEY (PANECILLOS CASEROS DE CANELA Y LIMÓN CON FRESAS Y MIEL)

Para los panecillos

• 250g de harina de fuerza
• 1/2 cucharadita de azúcar glas
• 1/2 sobre de levadura
• 1 pizca de bicarbonato
• 1 cucharadita de sal
• ¼ cucharadita de canela molida
• 150 ml de agua caliente

Para el relleno

• 125 g de queso ricotta
• ralladura de 1/2 limón
• 1 cucharada de miel
• 125 grs fresas frescas

Colocar en un bol los ingredientes para hacer los panecillos. Verter 150 ml. de agua caliente. El agua debe estar lo suficientemente caliente para activar la levadura, pero no hirviendo.

Mezclar los ingredientes. Dejar reposar durante 10 minutos.

IMG_0698

Mientras esperamos que la levadura haga su efecto en la masa, podemos empezar con el relleno.

En un bol ponemos el ricota, la ralladura de limón y la miel. Batimos hasta que la mezcla quede suave y esponjosa.

En otro bol colocamos la mitad de las fresas y chafamos con un tenedor hasta hacer un puré no demasiado fino, se deben notar los trozos de frambuesas.

Añadir las fresas a la mezcla de ricota. Conseguiremos una crema de un bonito color rosado. Reservamos.

IMG_0695

Estirar la masa y con un cortapastar cortar círculos de la medida deseada. Hornear en horno precalentado a 200ºC unos 10 minutos.

Sacar del horno y servir tibios cubiertos con una cucharada generosa de ricota, unas gotas de miel, las fresas restantes y unas hojas de hierbabuena o menta.

Es un postre muy, muy suave. Todos los sabores son muy sutiles: algo de canela en la masa del panecillo, un toque de miel en el ricota…

IMG_0694